Duodécimo

Josué desde que llegó a Amantaní presentó problemas respiratorios que le hacían respirar siempre por la boca. Finalmente, por suerte, a inicios de este año pudieron operarle la cavidad nasal: tenía un callo que le obstruía uno de los orificios y tenía el tabique un poco desviado que le impedía respirar por  el otro orificio.

Tras la operación esperaros ver si su problema era únicamente ese, pero tras varios meses de recuperación han visto que Josué necesita reeducar su manera de respirar y su lenguaje.

Tras esto, Josué fue evaluado por una terapeuta de lenguaje y presenta acumulación de saliva, voz ronca, rigidez en los músculos faciales, descanso de la lengua baja y respiración oral. Todas estas cosas hacen que Josué no vocalice bien, tenga las cuerdas vocales secas debido a la respiración oral, y no oxigene bien su cerebro por la vía nasal, con lo cuál le puede acarrear más problemas de aprendizaje de los que actualmente ya tiene. Por ello necesita aprender a respirar vía nasal y aprender a mover su lengua y generar músculo.

Estado: Finalizado

Inversión: 125,00€